El Gobierno de La Rioja e Iberdrola actuarán en 9 kilómetros de 4 líneas eléctricas para proteger a la avifauna

Publicado en sep 7 2017 - 5:42am por Energía Diario

EFE.- El Gobierno de La Rioja e Iberdrola ejecutarán este año actuaciones en 9 kilómetros de los tendidos eléctricos de Moncalvillo, Las Ruedas de Ocón, la central hidroeléctrica de Buicio, en Funemayor, y la estación de San Felices, en Haro, para evitar daños a la avifauna.

El consejero de Agricultura, Ganadería y Medio Ambiente, Íñigo Nagore, y el delegado de Iberdrola en La Rioja, Carlos Sobrino, han firmado un nuevo convenio para realizar proyectos de modificación de líneas eléctricas que garanticen la protección de la avifauna. Este acuerdo, que se renueva desde hace 19 años, contempla en 2017 una inversión de 79.257 euros, financiado al 50% por el Gobierno regional e Iberdrola, lo que permitirá aplicar medidas correctoras que reduzcan o eliminen los efectos perjudiciales que las instalaciones aéreas de alta tensión causan en las aves, algunas pertenecientes a especies protegidas.

El programa de actuación anual se centra en “puntos negros“, que son aquellos lugares de la red eléctrica que registran mayores índices de mortalidad de aves, según los estudios que realiza la Dirección General de Medio Natural y los datos que recopilan los agentes forestales y los técnicos de la administración medioambiental riojana y de Iberdrola, explicó Sobrino. Los proyectos de modificación de las instalaciones eléctricas contemplan el cambio de aisladores para evitar electrocuciones y la colocación de balizas salvapájaros en los conductores con el fin de que mejore su visibilidad, con lo que se reduce también el número de accidentes de aves por colisión.

Las actuaciones que se contemplan en el convenio pretenden adaptar los tendidos eléctricos a las normas del Decreto 32/1998, que estableció los requisitos y características técnicas que deben reunir las nuevas instalaciones eléctricas aéreas y los planes de reforma de las antiguas líneas para proteger a las aves. Desde que inició esta colaboración en 1998, la empresa de distribución eléctrica y la administración medioambiental riojana han invertido 1,12 millones de euros para actuar en 122 tendidos eléctricos de La Rioja.

La Rioja dispone de unos 2.500 kilómetros de líneas eléctricas de alta tensión y, sin que se puedan facilitar cifras exactas, Sobrino ha estimado que cerca del 70% está adaptada para evitar esos daños a la avifauna. Ha recordado que La Rioja fue la segunda comunidad autónoma que, en 1998, legisló sobre las líneas eléctrica áreas y la protección de las aves, mientras que se prevé que la legislación nacional se aplique en 2017 o 2018, por lo que La Rioja lleva casi 20 años de “adelanto” al respecto. Nagore ha agradecido a Iberdrola “el gran compromiso y la voluntad de mantener vivo este convenio”.

Sobre el Autor

Dejar comentario

*