El sector agroalimentario apuesta por la innovación y por lograr un modelo de desarrollo sostenible con mayor eficiencia energética

Publicado en mar 18 2019 - 1:03pm por Energía Diario

Europa Press.- El sector agroalimentario y del gran consumo español trabaja para impulsar una cadena de valor competitiva, pero que a la vez sea sostenible tanto desde el punto de vista económico, social y medioambiental, para lo que apuestan por la innovación y en generar alianzas en la cadena de valor para conseguir un modelo de desarrollo sostenible.

El director general de FIAB, Mauricio García de Quevedo, ha reiterado que la industria afronta importantes retos en los próximos años. “La economía circular, la eficiencia energética o el tema del reciclado son cuestiones cruciales que forman parte de nuestro modelo de negocio”, ha subrayado. “Somos un sector estratégico desde el punto de vista social medioambiental y económico. El desarrollo sostenible implica satisfacer las necesidades del presente sin perjudicar las del futuro. Así que tenemos que apostar por la innovación y en la mejora continua de la eficiencia”, ha reiterado.

Por su parte, el director general de Aecoc, José María Bonmatí, ha recalcado la necesidad de alianzas entre todos los componentes de la cadena para alcanzar los objetivos fijados. “Este es un proyecto de colaboración que trata de impulsar una cadena de valor competitiva, pero sostenible desde el punto de vista social, económico y medioambiental y que dé cabida a todas las empresas”, ha indicado.

La industria alimentaria trabaja en la actualidad para alcanzar los objetivos marcados en la hoja de ruta de la agenda 2030, definida por la Comisión Europea. “Es una exigencia no solo desde el punto de vista de la regulación, ya que debemos ofrecer productos seguros, de calidad y que sean asequibles, donde la sostenibilidad esté integrada”, ha subrayado. El sector agroalimentario juega un papel importante en la transformación del actual sistema socioeconómico hacia un modelo de desarrollo sostenible ya que, por ejemplo, la cadena agroalimentaria consume alrededor de un tercio de toda la energía disponible en el mundo en sus procesos de producción procesado, almacenamiento y distribución y es responsable de una cuarta parte de la emisión de gases invernadero.

Sobre el Autor

Dejar comentario

*