Moody’s estima una ralentización en 2019 del Ebitda de las empresas petroleras y gasistas, que en España pagarán más impuestos

Publicado en oct 7 2018 - 3:31pm por Energía Diario

Europa Press.- La agencia de calificación crediticia Moody’s ha estimado que el beneficio bruto de explotación (Ebitda) de las empresas petroleras y gasistas crecerá a un ritmo menor en 2019, debido a una ralentización de los precios del petróleo y frente al incremento del 29% experimentando en el primer semestre de 2018.

Moody’s asegura que el precio medio del barril de petróleo cerrará 2018 en 69 dólares, mientras que en 2019 caerá ligeramente hasta los 60 dólares. En este contexto, la firma ha asegurado que las empresas del sector tienen una perspectiva “estable” debido a que los grandes productores han probado su “resiliencia”. Para ello, han recortado costes, limitado el gasto de capital y diversificado sus activos, facilitando la capacidad de “prosperar” en un mundo con un margen de fluctuación en los precios de las materias primas.

“El crecimiento tiende a estar entre el 3% y el 4% hasta 2020 debido a las inversiones hechas antes de la caída de los precios del petróleo de otoño de 2014″, ha subrayado el vicepresidente senior de Moody’s, Peter Speer. “Los precios del crudo se mantendrán volátiles entre 45-65 dólares por barril, por lo que las fluctuaciones del Ebitda van a situarse en un rango entre el -5% y el +5%“, ha añadido Speer, tras alertar de que los márgenes del sector downstream seguirán bajando.

De acuerdo a los datos de la agencia de calificación, tras la caída de los precios en 2014, las cinco mayores petroleras del mundo (ExxonMobil, Chevron, Shell, Total y BP) redujeron sus costes de producción entre un 35% y un 46% hasta 2017. “La calidad crediticia de todas las compañías petroleras y gasistas ha mejorado en los últimos dos años, al mismo ritmo que la recuperación de los precios del crudo”, ha explicado Speer, quien no espera ninguna mejora de los ratings debido a que el apalancamiento y el flujo de caja se mantendrán estables.

Un tipo mínimo del 18%

Por su parte, la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, ha adelantado que las empresas que se dedican a la exploración de yacimientos de hidrocarburos pagarán un tipo mínimo del 18% en el Impuesto sobre Sociedades, frente al 15% que gravará al resto de grandes empresas. Montero indicó que actualmente los bancos y las petroleras están gravadas con un tipo incrementado del 30% en este impuesto, frente al 25% que sufragan el resto de entidades, por lo que también tendrán un tipo más alto en la reforma que está negociando el Gobierno con Unidos Podemos.

Según Montero, el Gobierno mantiene en el 15% el tipo mínimo que pagarán las grandes empresas y los grupos consolidados en el Impuesto sobre Sociedades, pero añadió que aquellas empresas (bancos y petroleras) que ya están pagando más por este impuesto (un 30%), pagarán también algo más tras la reforma. “Yo creo que cerraremos el paquete de fiscalidad en un plazo breve”, reiteró la ministra.

Sobre el Autor

Dejar comentario

*