Untitled Document
Energía Diario
« Internacional / Unión Europea

La Unión Europea pacta medidas para ahorrar energía, pero reduce "notablemente" sus pretensiones

Las instituciones de la Unión Europea anunciaron un acuerdo para imponer medidas obligatorias de ahorro de energía a los países, aunque las pretensiones de la propuesta original se redujeron notablemente ante la presión ejercida por los Veintisiete.

EFE    MADRID  14 · 06 · 2012

El texto reduce las medidas impuestas a los países y les insta a hacer esfuerzos a nivel nacional para lograr una mayor eficiencia energética, una flexibilidad demandada desde el principio por los Veintisiete, reacios a asumir más compromisos.

El comisario europeo de Energía, Günther Oettinger, afirmó que el acuerdo es un "gran paso adelante" ya que introduce las primeras medidas de obligado cumplimiento para los Estados miembros en materia de ahorro energético, según afirmó Comisión Europea.

"Aunque la Comisión quería ir mucho más allá con nuestra propuesta, este acuerdo es un paso importante hacia delante en nuestros esfuerzos climáticos", coincidió la comisaria de Acción por el Clima, Connie Hedegaard.

La Comisión Europea ya mostró su disconformidad a aceptar las exigencias de los Estados miembros en el último Consejo de Ministros de Energía del pasado 19 de abril, al advertir que sus enmiendas supondrían un 62% menos de ahorro de energía de lo previsto, según fuentes comunitarias.

La eurodiputada socialista Britta Thomsen, que formaba parte de la comisión negociadora del Parlamento Europea, afirmó que el acuerdo es el "mejor que se podía lograr", aunque lamentó que algunas de las medidas claves hayan pasado a ser voluntarias y no de obligado cumplimiento para los países.

El diputado de Los Verdes, Claude Turnes, advirtió de que serán necesarios más esfuerzos para cumplir con el compromiso asumido por la Unión Europea de reducir en un 20% su consumo energético para 2020.

El acuerdo obligará a los países a renovar cada año un 3% de los edificios del Gobierno central para hacerlos más eficientes, lo que deja fuera al resto de construcciones públicas como los que dependen de la administraciones regionales y locales, lo que supondrá un ahorro mucho menor en países como España.

Además, las compañías energéticas tendrán que reducir en un 1,5% anual el volumen de sus ventas de gas y electricidad con respecto al año anterior como medida de ahorro, aunque los Veintisiete lograron suavizar la aplicación de esta medida.

Otras medidas incluidas son que los países establezcan una estrategia para que el sector de la construcción ahorre un 80% de energía de aquí a 2050 o promover que los consumidores estén mejor informados -con contadores inteligentes, por ejemplo-.

La organización ecologista WWF afirmó que el acuerdo es solo un "pequeño paso" hacia unas políticas de eficiencia energética sólidas y criticó a los Veintisiete por haberlo debilitado.

El Parlamento Europeo y el Consejo tendrán que aprobar ahora de manera formal el acuerdo alcanzado entre las instituciones para su entrada en vigor.

MEDIOS DIGITALES DE COMUNICACIÓN ESPECIALIZADA S.L. - Todos los derechos reservados